24 de agosto de 2008

El karma siempre volverá para vengarse de ti y reírse en tu cara mientras baila flamenco

Pues sí: chocamos.

Uno espera adquirir mayor lucidez y comprensión del mundo luego de un accidente, pero todo lo que se obtiene es un moretón gigantesco en la pierna y dosis de Ketorolaco cada 8 horas.

Mi querida Petronila ya hizo la crónica puntual del incidente, con algunos detalles irrelevantes como el tipo que se estaba comiendo unos chicharrones en el metro. Del asunto sólo recuerdo un aturdimiento que me duró unas 18 horas completas, en las que sólo podía responder Argentina a cualquier pregunta.

Bueno: exagero. Ya lo sabían.

Aquí es cuando uno formula teorías elaboradas en torno al karma y las coincidencias. Por qué un minuto menos o un minuto más y no nos hubiéramos estrellado contra una tipa que se pasó el alto (más bien: ella se estrelló contra nosotros). Por qué la vida es tan cruel y oh, tan diáfana en momentos y cómo tu vida no pasa frente a tus ojos en el momento en que un coche se estampa en tu dirección.

La mejor noticia: mi radiografía craneal. La doctora hizo el sagaz comentario de que estaba "padrísima" luego de observarla detenidamente y hacerme pensar en el ínter que seguro había descubierto un tumor cerebral tan grande que seguro se veía en los rayos equis.

Hela aquí:

Siempre había querido mostrar mi interior en este bló. Me siento complacida de lograrlo tan profundamente. Admiren mis senos nasales y congratúlense con los detalles de mi calavera. Enhorabuena.


12 comentarios:

Taquero Narcosatánico dijo...

Tienes razón, no hay flashbacks de tu vida en cámara lenta ni nada por el estilo cuando sufres un accidente. Sólo hay estruendo y pensamientos bizarros tipo "no cambié el rollo del baño".

Y las calacas rifan, aunque la tuya se ve pedante... jajaja.

Yo soy ella dijo...

Ya ves, ya no hay que criticar a la Hannia Novell, ni nada que tenga que ver con su fina y elegante persona.

Pipipipipi yo no pude subir la foto del fondo de lo profundo de mi inmundo ser snif...

luisitomx dijo...

esa radiografía te acerca mas a ser la reina de los zombies... jojojo


que chido que no les paso nada

Cool Acid dijo...

"Yo no choqueeeeee...me chocaroooonnnn" hohoho

Lilium dijo...

En serio los médicos no vieron nada anómalo en esa placa?? pero si yo que no soy médico lo veo clarito 'desde aqui'!!!!

Ahi se ve, luego luego, justo en el hueso frontal, muy cerca de la sutura coronaria, se ve claramente una protuberancia, yo me atrevería a decir que del tipo luminoso...

Ah no, espera... ya vi bien. Es el foco.

Yo creí que eras tan brillante que tus ideas se notaban hasta en rayos X. Pero creo que no. Que bueno que no fuí médico, creo que no tengo el don, jejeje

Ya en serio Tocaya, que bueno que estás sana y salva como para poder venir a contar la anécdota. Ya lo dijo Petronila, se nota que tu ángel de la guarda trabaja al 100. Que bueno, que siga así!

El Agus dijo...

Transgredir los semáforos sigue siendo transgresor, eso si me queda claro. Qué bueno que saliste bien librada.

Saludos

Un Blogger más dijo...

Pues que bonitos senos nasales tienes. Casi no se ven pero están muy bien formados.

Jair Trejo dijo...

Jajaja, yo también me espanté con el punto de luz, creí que era la presencia de Dios. Eso me pasa por no darle click para agrandar.

arboltsef dijo...

Simón.

Qué bueno que estás viva y coleando.

Argentina.

lo dijo...

Qué bueno que la defe no fue, no me ivitó y no fui porque seguramente yo también habría criticado enormemente a Hannia Novell y, por lo tanto, los estragos del karma me habrían hecho añicos. Qué bueno que están bien. Saludos.

Humberto Acciarressi dijo...

La radiografìa no muestra las cejas màs lindas del Universo, infinito en la poètica y en la fìsica. Por eso no creo en las radiografìas. Vasos y besos desde Buenos Aires.

Humber, momentàneamente destwittereado y siempre blogificado.

...Mejor pongo un seudónimo aquí dijo...

coincido con la radiografa, la doctora, la enferma o quien te haya dicho que estaba "padrisima" (pff, che perdida de memoria a corto plazo)

y no, los accidentes no sirven para nada, cuando yo choque jure que iba a manejar como toda una abuela precavida en cuanto saliera mi auta de la agencia pero aqui estoy una semana despues manejando igual que siempre xD

saludos y maldigamos al karma todos juntos como hermanos!!