16 de septiembre de 2009

Not quite friends, but not quite strangers


El único disco que mi mamá me ha comprado de su bolsa fue
Frengers. Yo iba en la preparatoria, estábamos en una plazuela, pasamos frente a un MixUp y le pregunté, a bocajarro:

- ¿Me compras un disco?

Por supuesto, en mi pregunta había mucho cinismo. Para mí, en esa situación, era como preguntar: "¿puedo darle un macacazo a ese niño que está sosteniendo una nieve de guayaba?". Lo sorprendente no fue lo aventurado de mi propuesta, sino lo inverosímil de su respuesta: dijo que sí.

Entramos a la tienda y no tuve que recorrer ningún pasillo, ni pensar en nada más. Fui directo al
Frengers.

Lo puse en el camino de regreso en el coche. Ahí mismo lo rayé. Soy una imbécil.

Es uno de mis discos favoritos y a partir de entonces me hice fanática de Mew. En este bló lo mencioné una vez, cuando en la preparatoria tenía un complejo de emo que me hacía encerrarme en el salón con unas impresiones de internet y dos litros de un té de limón con hielos.

Desde entonces, espero con ilusión (la ilusión del niño sin gusto musical) cada disco nuevo. Y siempre pensaba: ojalá algún día vengan a México. Aunque, en el fondo, me parecía imposible.

Por eso, cuando supe que venían, no pensé otra cosa que DEBO IR, DÓNDE ESTÁN MIS LLAVES, TENGO QUE IR POR LOS BOLETOS, DAME UN LITRO DE CERVEZA, NI SIQUIERA MANEJO, OMG!!!1111

Adquirimos los boletos muy apresuradamente, y hasta entonces decidí entrarle al disco que apenas sacaron el mes pasado, cuyo título exacto es: No More Stories / Are Told Today / I'm Sorry / They Washed Away / No More Stories / The World Is Grey / I'm Tired / Let's Wash Away.

Lo escuché en un trayecto nocturno de camión, afuera llovía, y las circunstancias se prestaron para un viaje pacheco sin pachequez. ¡Qué extraordinario disco! ¡Qué texturas tan encontradas y contrastantes y raras hasta el punto de la belleza!


--pausa de casi una semana, en la que dejé el post recalentándose--


Gracias a la suerte, mis vigilantes en Twitter, Insurgentes casi despejado, y mi aipot... pude ganarme un pase doble para la grabación de Mew en Sesiones con Alejandro Franco. Estuvimos 4 horas en total de pie, pero fuimos testigos de detalles como:

1) Jonas Bjerre calienta la voz bostezando. Eso o estaba bostezando.

2) En el foro Condesa, aparentemente, los baños jamás están "habilitados".

3) Puedo aguantar cuatro horas sin ir al baño... aún con una vejiga del tamaño de la vejiga de Pulgarcito.

4) Mew PATEA TRASEROS.


Al día siguiente, el concierto en el ex-21: no fue tan cautivador en términos musicales que el día anterior, por la sencilla razón de que resulta difícil disfrutar la voz de Jonas si se empalma con la voz de pito de un tipo atrás de ti. Pero a lo que iba era a la descarga de adrenalina: meterme a los cocotazos y brincotear, sudar y sentir agradables codazos en la espalda. Fue un concierto perfecto, y fui demasiado feliz para ponerlo en palabras.

Lo más decepcionante es que no tengo foto de ningún evento. Sólo tengo fotografías mentales. Pero, curiosamente, son esas las que prefiero.

Estos muchachos me hacen volar...






9 comentarios:

Alana Farrah dijo...

Ahhhh, fascinante tu narración. Puede que hasta empiece a escuchar Mew. -También hice una pausa para reírme, justo allí donde tú pausaste el post-. :D

Erika Casiopea dijo...

No soy fan de Mew. Pero soy fan de tus relatos, o sea de como me los cuentas pues.

Un beso y de verdad que sentí tu emoción.

Mike dijo...

Este post es la verdadera razón por la que no me acerqué a saludarte ese día en el Foro Condesa... ¿Que le dices a una fan de este calibre, si es la primera vez que vas a escuchar a Mew?

Lo acepto, fui porque un amigo me apuntó en la lista, y de esa forma iba a ayudar a que una amiga que si es fan los pudiera ver, aunque al final la responsabilidad escolar pudo más que sus deseos de ver a Mew. Lo bueno es que ella ya tenía su boleto para el día siguiente =)

Eso si, me gustó bastante lo que escuché de ellos, y coincido plenamente en que Mew PATEA TRASEROS!

Matías Onagro dijo...

Es que después de haber presenciado las sesiones, el concierto, que significaba compartir a mew con miles de gritones, no tenía muchas oportunidades de sobresalir.

También pienso que las rolas del Frengers sonaban muy planas en vivo a comparación de las del ...and the glass y del no more stories. Me siguen gustando en disco, pero en vivo sonaban como una banda de indie juvenil normal, excepto Comforting Sounds.

Octopus Queque dijo...

Grandioso cumpleaños y grandioso regalo amigui :) Muchas gracias por el boleto y por ser TAN chingona. I (L) mi amigui.

Carla dijo...

Y son tan súperarchirrequeterrecontra sencillitos... Hasta ni se esmeran por limpiar sus zapatos. No lo necesitan (bueno, sólo Jonas no lo necesita :). Ni tampoco los otroas pero parece que ellos sí se fijan en eso. En fin).

Ningún concierto se compara con la grabación de sesiones y de estar ahi tranquilamente escuhándolos y de tan cerquita... pero hacía falta también esa energía voraz de los conciertos. Oh, sí, lo codazos y las espaldas que no dejan ver a una... not so cool. Jaja.

Anyway...

Y esos soniditos de Introduction Palace Players.. aaaah :)

kimagure_gil dijo...

No conozco el grupo y sinceramente pienso que Alejandro Franco es PENDEJO. De todos modos me ha agradado la idea de pedir a mamá que nos compré algo. Hace muchos años que no lo hago y casí olvidado esas sensación extraordinaria cuando me decia "Si, que quieres". Sublime!

PBetteo dijo...

MEW rules.

lujuria_hono dijo...

We.. Bueno yo tampoco soy fan de mew pero me gusto alguna q otra de sus canciones en ceciones con alejandro franco y pues no se si me darias el dato de q canciones se tocaron ese dia xD porfas y ahi pasa piola su relatito jeje y saludos para Aquiles Kcho Parado a gozar!!!