30 de julio de 2009

Comportamiento vergonzante


Siempre que hago alguna estupidez en mi vida diaria, siento la necesidad de postearlo en el blog como una forma de redención y atenuante en primer grado. Si lo escribo es casi como si no hubiera sucedido, mofarme del hecho reduce su importancia, bromear con él significa que no me afectó, ni me hace llorar en posición fetal, ni atormenta mis sueños casi todas las noches de luna llena.

Por eso, contaré esto.

El martes íbamos a ver a Candy en el Pata Negra. Decidimos antes, por qué no, echar mano del precopeo en mi casa. Me tomé, como dicen, ¿qué? ¿Un par de cervezas? ¿Media botella de Boone's? ¿Dos vasos de calimochos? Lo usual, pues.

Elsa, Jordy, Vero y yo estábamos de lo más tranquilos bebiendo, charlando y analizando de una forma totalmente incorrecta la literatura de Michel Houellebecq (que ahora, según me informan, es Miguelito Jocoque, pa' los cuates).

Después fuimos a recoger a Olga a la Bolsa de Valores. Yo tuve la grandiosa idea, por qué no, de llevar nuestras chelas en el regazo. Era eso o dejar que se quemaran lentamente en nuestro trayecto de 5 minutos.

Enfrente del Ángel, le di un trago. UN trago. Un PUTO trago. ¿Y qué sucede?

Claro, nos detiene una patrulla.

Jordy tenía todo en orden, por supuesto. La señorita policía, sin embargo, pidió que subiera el vidrio de mi puerta y le contestara qué estaba tomando.

Acá viene la parte que recrearon entre risas como 7 veces una vez nos soltaron. Miré a Jordy de soslayo, y con un hilito de voz pregunté: ¿le digo?

Y sí, sí le dije. Una cerveza, mire. Y se la di.

Acto seguido, preguntó si había más gente tomando. Ésta es la única parte donde puedo defenderme un poco, porque fui valerosa, tenaz y desapegada. Me sacrifiqué por todos mis compañeros. Dije que sólo yo estaba tomando.

- ¿En serio? ¿Si reviso el coche no encuentro nada?

Y le dije que no.

Después, lo clásico: me dijo que me llevaría al MP y que mi multa sería de 900 a 1,700 pesos. Lo único que yo tenía ganas de decirle era: "en serio sí voy, pero espérese a que termine de tocar Candy".

En realidad, lo que dije fue:

(con un hilo de voz homosexual): ¿Voy a tener antecedentes?

Soy una perdedora.

Cuando por fin le dimos la consabida mordida, que era todo lo que ellos querían, el policía me regresó mi cerveza (que estaba nueva, con apenas medio trago menos) y me dijo:

- Procure darle un trago cuando no la estén viendo.

Cerdos corruptos.

Media hora más tarde, 400 pesos menos en la cartera, y una perdida absurda en mi propia colonia, llegamos a la Bolsa. Olga no salía, y de pronto yo sentí algo.

Ganas de orinar.

La verdad, no tiene caso justificarme. Me sentí un poco como Monica-Chandler-Joey cuando, en la playa, una aguamala le pica el pie a Monica y sus amigos tienen que orinarle encima. La orina es vergonzosa, pero es tan natural, aunque no en pleno Paseo de la Reforma, pero al mismo tiempo ni modo de que explotara mi vejiga y...

¡Me oriné en pleno Reforma!

-ya, lo dije, soy libre de culpas-.

No me hice en mis pantalones, sino que me metí en una especie de tunelcito y rogué por que no pasara otra patrulla. Sin embargo, estaba confiada: Murphy no se mete contigo dos veces en la misma noche.

En resumen, viví dos vergüenzas máximas antes del concierto de Candy, que a Alá gracias estuvo buenísimo y en el que, gracias al alcohol, logré olvidar que casi me llevan a la cárcel y que arrojé el líquido de mis riñones en plena avenida de gran envergadura.

Necesito unas vacaciones urgemente,





26 comentarios:

...Mejor pongo un seudónimo aquí dijo...

ajajajajajajajajajajajaajjajajajajajajajaja

me permito dudar de tus palabras... hasta la persona más intrépida ever consideraría el mundo de alternativas para "hacer pipí" en reforma antes de hacerlo sobre ella misma. Claro que no mencionaste a qué hora del día o la noche pasó todo esto, pero definitivamente tienes ya otra anécdota que agregar a la lista de "DEBO contársela a los nietos"

aLhE dijo...

Jaja, pero qué buena noche pasaste ¿no? tus aventuras valieron la pena. Y pues si, la neta no se claven...es uno de esos temas en los que un angelito en el hombro derecho dice: —todos deberían tener educación universitaria—, mientras un diablito en el hombro izquierdo dice: —no es cierto, sólo unos cuantos privilegiados (y ñoños) la podemos tener—, jeje...así que, quédate sin arrepentimientos ni traumas, que mañana el mundo seguirá igual de dividido...saludos!!

Rodion Romanov Rashkolnikov dijo...

¿Puedo hacer chis en la tercera casilla de los comments?

ge zeta dijo...

Yo orinaré acá en la cuarta casilla de los comentarios.

Ya en serio... Qué suertecita te cargas, pero qué genial aventura. Jojojo

Vlades Code dijo...

La verdad es que de entrada me resulto muy gracioso tu post y redactado con mucho humor, aunque después de leerlo detenidamente me dio tristeza el saber que has contribuido a la corrupción de esos policías que llamas cerdos corruptos, si tu no dieras mordidas tampoco habría ese tipo de pseudo policías. imagina que en tu lugar hubiera estado una conductora ebria que si lastimara una persona, pero que logro no ser detenida por $400 pesos, si no quieres ir al MP y pagar la multa, simplemente no tomes mientras manejas.

desarrolla a mi México, no lo hundas.

El Agus dijo...

¿Qué será peor: orinarse en Reforma o marchar por un lugar en la UNAM?....ah no, que no me clave con lo de la UNAM, ok.

Raizyu dijo...

Hay cosas peores, por ejemplo

ser esclavo de una secta durante nueve años y que al final "os den por culo".

prefiero mear en la via publica a que me meen publicamente.

Charlotte dijo...

Me temo que nunca dejaré de alucinar con lo de la mordida. Madre mía, la primera vez que me lo contó un amigo que había viajado a México no me lo creía :(

«danito» dijo...

chale con los moralinos. ¬¬

Según mi experiencia en pedas, no te podían hacer NIMADRES porque el auto es propiedad privada y puedes hacer lo que pitosquierasenel, como beber cerveza.

Al que se lo lleva la chingada es al que viene manejando si es que viene tomando o tomado.

Por lo de la miada; veo que has estado tomando costumbres chinas. si.

Pronto seráss una más con ojitos rasgados miando y escupiendo en la calle. =p

Gabriela/undies dijo...

"Procure darle un trago" chale, yo le hubiera contestado algo fino a la policía como "¡Procúreme ésta!" y me hubiera arrancado dejando una nube de humo... ajá, sí.

Pero hay vario Sanborns que le llaman sobre Reforma, ¿no? esa siempre es la opción para ir al baño de contrabando.

Mandariino... dijo...

Mal Lilian, mal.

garaged dijo...

pos segun yo no te podían hacer nada tampoco, pero creo que valía la pena ir al MP, no tengo pu...ta idea de que es "candy", y si valía la pena o no pagar 400 pa no perderselo, pero hubiera sido aún más chido que le dijeras que te ibas al MP y que te dijeran "ya retirense jovenes, pero portense bien"

Ora, la de la orinada, ya no me siento tan mal de ser hombre orinon !! me queda claro que los hombres orinamos a altas horas de la noche casi donde sea, es chido que las mujeres no sean tan superiores en eso tambien :P

Kyuuketsuki dijo...

Pocas veces he leído acerca de alguien que tenga tan mala relación con la Ley de Murphy. Concuerdo con el comentario de Danito: según yo, no tendrían por qué haberte remitido al MP.

D´Maurice dijo...

¡Te da verguenza no tener experiencia en los menesteres de la comunicacion con los dueños de la calle!

¡Orinar el la calle te da verguenza!

Pero de donde eres? (Zimbawe) o en donde vives (Londres).

¿quien mierda es candy?

Aquiles Digo, antes Jordy dijo...

Lo siento Lilián, pero eso no fue un hilito de voz, fue la voz más cómica que te haya escuchado nunca. "¿Le digo?" Me divierte mucho imaginar qué habrías hecho si yo hubiera dicho "no, no digas", jaja. El otro tono de voz que también fue angustiante pero divertido fue "¡Olga!, dónde estás???? baja ya!!!"

En fin, no sacaré a relucir este episodio nunca más. Ajá.

A ver si no provocas un movimiento bloguero bajo el lema

"Hacer pipi en Paseo de la Reforma es sexy"

Eso sería bueno.

Hugo Boss dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Hugo Boss dijo...

Chale y dónde queda la credibilidad?

Cómo alguien que critica la corrupción y al gobierno se pone a dar mordida y luego decir que son "cerdos".

Si hubieras ido a pagar tu multa, porque al final de cuentas la cagaste por andar con chela en mano, sería un acto de corrupción menos.

Pero no, te fuiste por lo fácil como la mayoría, y para las pendejadas y la corrupción no hay disculpas que valgan..

Lilián dijo...

¿Cuál pinche credibilidad? ¿Desde cuándo MI blog es un periódico de circulación nacional?

En lugar de venir a MI blog a juzgarme, que es como si vinieras a mi casa a decirme que mi decoración es naquísima, ve y júzgate las nalgotas.

En serio.

ME CAGAN.

Yosh dijo...

Lilián, pero no podrás negar que tiene razón, ¿dónde queda la congruencia? no ves que eres un ejemplo a seguir para todos nosotros, ¿qué le estás enseñando a tus hijos?

Gerardiux dijo...

recibe mi humilde admiración y ovación estrepitoza de pie por tu anécdota de tirar el miedo en pleno paseo de la reforma

en cuanto al tweet que escribiste sobre la gente que nunca ha hecho nada incorrecto solo diré :

"aquellos que no hemos fomentado la corrupción , lanzemos la primera mordida"

un saludo

Antara Adachi dijo...

A mí me pillaron un par de policías con una chica en el auto. No llevábamos ni 5 minutos, era la primera vez que nos parqueábamos por ahí, era también la primera vez que pasábamos a segunda base. Y yo tuve tanto miedo de que me inmovilizaran el carro, de que en mi casa se enteraran de mi enorme homosexualidad estacionada en un andén, que después de que el poli nos mirara amenzantes, con cara de "si alguna hubiera sido hombre no me parecería esto tan indignante", que le pagué la mitad de mi sueldo ese día. A la chica, la perdí para siempre (qué dramático, jaja) porque se fue de viaje y pues yo me enamoré de otra. Pero sí, no somos perfectos y a veces, aunque nos gustaría hacer lo correcto, preferimos salvar nuestro pellejo.

Años después, iba hablando por cel. mientras conducía y me paró una patrulla. También, era la primera vez que hablaba conduciendo, pero mis argumentos no valieron nada mientras la patrullera amenazaba con hacerme una multa carísima.

Ella me decía: "mira que la multa es alta" pero se demoraba en escribirla como queriendo que la detuviera con un soborno y yo la miraba fijamente, con cara de "pues prefiero pagarla, porque lo que soy yo, hoy no te voy a pasar plata a ti incorectamente". Y así fue como la mitad de otro de mis sueldos se fue, pero al Estado.

Unas por otras, esta última vez arriesgaba solo dinero y no un escándalo familiar.

Enhorabuena, Lilián. Serio, coherente, o no, tu blog está muy bien escrito, es entretenido y adorable. Como tú. No todos pueden darse el lujo de escribir un "post perdedor" y salir tan bien parados.

cineto dijo...

Neta que el poli no tenía más argumento que su interés en una mordida. Pinche lacra.

pero los 400 baros valierón por completo evitarte el mal rato de ir a dar a ese nido de prepotentes y carentes de criterio. Que lo menos hubiera sido una perdida miserable de tiempo, pero esos tipetes siempre se pueden inventar chingaderas con tal de sacar mas baro.

Ya allá... no, chale.

Lucatero dijo...

A ver, no puedes tomar una chela en el carro AUNQUE tú no vayas manejando? WTF

Marisol Irais dijo...

Pues al menos no te cacharon los polis con lo de la pipí en Reforma. A mí sí :S
Ha sido lo MÁS vergonzoso de mi vida. Pero la culpa la tienen ellos por no poner a disposición del transeunte con vejiga pequeña aunque sea unos sanirent.

De pena ajena. Pero divertido al fin y al cabo.

El Tipo dijo...

Mmm, a la otra deja que te suban, te dan dos vueltas, y le dices que solo traes 200 varos y ya te dejan de castrar... Por cierto, pinche decoración naquísima de tu blog.

Lilián dijo...

En serio, entiendan, no tengo por qué tolerar las hijodeputeces de gente con doble moral que viene a señalarme con el dedo. Largo, en serio.