28 de abril de 2009

Si el universo no da un centavo por usted, mándelo al carajo y fabríquese sus propios tapacubrebocas


He pasado toda la tarde en labores de manualidad, lo cual sorprendería a todas mis profesoras de "artísticas", que tenían que contener el vómito en proyectil y la repulsión natural ante la vista de las porquerías que yo llamaba "manualidades" y "regalos del día de madres".

Mis dedos son torpes, excepto para la mecanografía. Escribo tan velozmente y con todas las teclas que la gente debería rendirme pleitesía todos los días, para enseguida escupirme si viera lo que yo aún llamo "manualidades" y "regalos del día de madres".

Este "hágalo usted mismo" fue inspirado porque hoy fue un día de LA CHINGADA. Un señor casi me atropella en Chapultepec: me gritó cosas que no deberían reproducirse en blogs que se cuidan mucho de no poner groserías como "verga", "pendeja" y "José Ángel Córdova". Luego hice otra vez peregrinaje por múltiples farmacias, con nulos resultados. Me subí a un microbús en Reforma y el idiota chofer se iba parando cada dos minutitos, como si estuviera impelido por una oscura fuerza que le ordenara: "vamos, detente por ninguna razón, pórtate como un imbécil, y sé desconsiderado con la prisa y desesperación de tus pasajeros". No me acordaba que todos los restaurantes estaban cerrados, e hice procesión con mi papá por todo el maldito centro histérico... Finalmente, tuvimos que meternos en una fondita de poco pelo en Bucareli, que tenía los pececitos de Jesús en la carta y en donde se tardaban exactamente ocho trienios en atender tu maldita orden. Ahí había un par de gordos devorando unos plátanos machos con crema que casi me hicieron vomitar. Fui a Soriana Tacubaya y una cajera babosa se portó muy, eh, babosa. Llegué a mi casa y me di cuenta de que el plomero arregló la perilla del calentador, pero provocó una gotera en la regadera que dejará muertos de sed a 100 millones de niños en Somalia...

Así que tuve una resolución:

FABRICAR MIS PROPIOS TAPACUBREBOCAS.


Instrucciones:

1. Hágase de los siguientes objetos: un paquete de Magitelas del color de su preferencia, un paquete de hilo elástico, tijeras, un lápiz, hilo y aguja.


2. Dibuje un contorno de tapacubrebocas sobre su tela.


3. Recorte.



4. ¡Shu-shu! No se apendeje con las declaraciones de estos pendejos. Continúe con su labor.



5. Cosa los lados con el hilito elástico por dentro. Tenga mucho cuidado de no pincharse los dedos. En tal caso, lance una imprecación lo suficientemente sonora como para que sus vecinos le tengan respeto y piensen: "esa chica sí que es ruda, será mejor no acercarnos a ella".


6. Cometa tantos errores como le sea posible. Ejemplo: desechar el contornito de cubrebocas porque, joder, no es práctico. Optar, luego entonces, por un rectángulo grande y sonriente. Pincharse los dedos. Gritar mariconamente. Meter los hilitos por donde no van. Repetir operación. Fijarse en YouTube cómo hacer uno. Repetir. Tenga especial cuidado en hacer puntadas chuecas e irregulares.


7. Listo. Tiene un bonito cubrebocas hecho de Magitela color verde, para presumir por la calle.


8. También hay en rosa.




9. Agregue lentes para un look más interesante, que hará que la gente lo vea con pánico por las calles.




¡Actualización alarmante!

El compadre D1eg0, que escribe su nombre con números y dice cosas como "está suave" y realmente cree que la publicidad salvará al mundo, puso en un comentario acá abajito que se parece al iconito que circula. No tenía idea de cuál iconito y luego Luis Frost me lo roló por messenger. Helo aquí:



Se le nota que quiere ser como yo.




29 comentarios:

el d1eg0 dijo...

Deberías de aclarar que son tijeras de punta chatita. La gente luego hace lo que quiere y terminan cortándose los dedos y demandándolo a uno.

En la última foto te pareces a ese emoticón que tan de moda se ha puesto en estos días.

Luis Frost dijo...

sal a la calle con los lentes y todo y toma fotos. anda.

aline dijo...

Pañal cagado

Pelo dijo...

Mi mamá hizo uno igual.

el d1eg0 dijo...

Uy, con mi blog linkeado y toda la cosa
El salto a la fama blogosférica que tanto esperaba!!
Píquenle, móndrigos!
Posteo cosas cotorras cuando me acuerdo de mi password!!
Píquenle, sin compromiso.

Octopus Queque dijo...

No juegues, yo iba a decir el mismo comentario de las tijeras con punta chatita. Eres la cositas de esta época, amigui.
Yo no uso tapabocas :( Y bueno, no salgo. Así que, todo está en su correcto lugar. Awesome!
Te mando abrazo amigui :)

Guapachoso dijo...

Lilián siempre preocupándose por nuestra salud y economía, chingado, esas son mujeres de verdad.

Cásate conmigo =)

Suricata dijo...

Yo también quiero un tapabocas, pero no por miedo a contagiarme, sino por miedo a que me linchen las hordas histéricas que creen que sirve usar el mismo tapabocas durante una semana y que si no traes tapabocas eres un desconsiderado porque los vas a contagiar (WTF).

¿Estás consciente que ese magitel tiene la porosidad suficiente para dejar pasar los virus hasta tu nariz y boca? Digo... una cosa es querer protegerse pero ponerse un magitel es equivalente a andar por ahí con una protección cercana a la nula!

Plaqueta dijo...

No sé coser botones, no haré un tapabocas. Pero me amarraré un trapito chairo mañana que me suba al metrobús.

nerdest dijo...

ese icono ya pasó de moda ayer.
lo de hoy es el :O <-- con tapabocas, buscalo!

Borchácalas dijo...

Pareciera que vas a matar a alguien "Surgeon-style"

ge zeta dijo...

El pañal cagado ruleará por todas las calles del DeEfe

Queremos mañana las crónicas de las caras que hacía la gente.

Abdul Hakim dijo...

Ya parece que me iba a tomar la #$%&%!/" molestia de ir a la tienda a comprar magiel y resorte.
Yo ya mande a la gaver mi cubrebocas, moriría primero de estar respirando el CO2 que exhalo que de la misma gripe.

Kyuuketsuki dijo...

¿Por que no un simple paliacate? Funcionaría mejor

Rosada dijo...

Ese iconito pasará a la historía.

Y bastante practica tu guía de supervivencia.

The fool dijo...

Yo adorné mi nariz y boca con una tela ligera que suelo que suelo usar en el cuello... produjo un efecto inesperado, parece que voy a asaltar a la gente ¬¬

«danito» dijo...

¿y habrá en colores un poco mas gay?

en fin. creo que lo mas complicado sera usar el lápiz. Hace mucho tiempo que no veo uno. Creo que ni siquiera tengo sacapuntas a la mano. Mierda

Rodion Romanov Rashkolnikov dijo...

No olvides lavarlo con Cloralessss® del original y enjuagarlo siete veces en las aguas del río Jordán. Si no no sirve.

Tequila Shot dijo...

Le puedes agregar una bonita sonrisa con un plumon "esterbrú" grueso de tinta permanente.... así no solo cuidas tu "salú" sino también comunicas tu estado de ánimo... incluso puedes hacer vario: carita triste, enojada, etc. e irlos cambiando a lo largo del día dependiendo de cómo andes. ;)

bLanche ʚïɞ dijo...

Quiero un cubrebocas como el tuyo... Por qué no te dedicas a hacer más y a venderlos afuera del metro?

Alice dijo...

te falto aclarar que las tijeras deben ser de punta chatita

S.S dijo...

... y de repente, la muerte no es tan mala opción...

poeta_sin_inspiracion dijo...

Siendo tu la experta en el tema, espero no me destrozes pero me gustaria tu opinion...
gracias.
http://poetaperdimiinspiracion.blogspot.com/2009/04/el-apocalipsis-influenzoso.html

Dédalo dijo...

El mío fue uno con un pikachu impreso que me consiguieron unos japonese ahora que estuvo allá el desmadre de la aviar.

Damián de Victoria dijo...

Te queda este corte de cabello.

Unicornio dijo...

Irreconocible (y desconocida, ad-hoc) Lilián:

Me hubieras dicho antes. Tuvimos que improvisar y emplear algunos sostenes sin usar para habilitarlos como "cubrebocas"... mejor dicho, "cubrecaras" (es que eran 36-D!!!).

Ventajas: cubren muuucho más que un simple cuadrito de Magitel (con aroma a "Brisa de Campo", but of course!!!)

Desventajas: tiene uno que andar en pares (no íbamos a desperdiciar una de las copas, perdón, cubrecaras del dispositivo ese, ¿verdad?

Con un saludo pareado, les desea un buen fin de semana nis tanta "influenza" alarmista de los medios...

el pechugón Unicornio...

P.D. ¿Cómo le hacen para no marcarse la cara con las varillas de ese &!#@%*? "cubrebocas"? ¡Cómo admiro a las mujeres, caray!

Rafael Merino Isunza dijo...

Lilián, querida, unas preguntitas: ¿tienes los ojos rojos y no es por la pacheca? ¿moqueas y no es por un mal hombre? ¿tienes mucha calentura y no es por (ponga aquí su interpretación)? ¿Estornudas mucho y no es porque le jalaste demás a la coke? ¿te duelen los músculos y no es por hacer en repetidas ocasiones el perro mirando hacia abajo? Si contestaste a más de 1 que sí, el puercomandante (el que entrevistó Isteri) te anda buscando. Aguas, quién sabe qué quiere.

Towers, Gabriela dijo...

Ahora pégale diamantina y/o sopa de coditos con Resistol y escríbele FELIZ DÍA DEL NIÑO y véndelo afuera del metro, le harás un paro a las señoras que olvidaron que ayer fue día del niño y dejaron a sus hijos solos y aburridos en casa.

Madrid Geovanni dijo...

buena idea la del tapador ése que espero proteja tus orificios respiratorios faciales correctamente y buen detalle esas frutitas que trae dibujadas para aconsejarnos que debemos comer-tomar vitamina ce, tú siempre dando el buen ejemplo.