8 de marzo de 2006

Mensaje Subliminal Arbitrario


Hoy publicaré las sesudas conclusiones a las que he llegado después de una profunda reflexión en torno a Los Simpson y la secta amarilla. Escritura automática, pues.


Comenzamos:


Hay gente de veras soez que no entiende el significado de estos personajos. Me parece que viven en un mundito color de rosa donde lo menos importante es Homero, el mejor papá del universo. He conocido gente a la que no le gusta Los Simpson y verdaderamente me parece una atrocidad, un fenómeno terrible, una desgracia. En mi opinión, gente así debería ser crucificada. Ya, ya. Dirán que nada de lo que digo tiene sentido y quizás tienen razón. Que su jefecito no la deja ver Los Simpson. Excusas que he escuchado miles. Unas harto ingeniosas, otras harto estúpidas. Pero no hay motivo para desdeñar la calidad post-impresionista que, en un ámbito constructivista, debería dotar de sentido el "d'oh" armonioso de todos los pasajes de Homerito. Que sí. Les digo que tengo toda la razón. Que haya gente ambivalente y ruin que no tiene ni un pelo de idiotez. Quizás. Sí. Quizás.
Ahora favor de leer el texto anterior con la debida precaución (y sin olvidar el acento colorífico):
Hay gente de veras soez que no entiende el significado de estos personajos. Me parece que viven en un mundito color de rosa donde lo menos importante es Homero, el mejor papá del universo. He conocido gente a la que no le gusta Los Simpson y verdaderamente me parece una atrocidad, un fenómeno terrible, una desgracia. En mi opinión, gente así debería ser crucificada. Ya, ya. Dirán que nada de lo que digo tiene sentido y quizás tienen razón. Que su jefecito no la deja ver Los Simpson. Excusas que he escuchado miles. Unas harto ingeniosas, otras harto estúpidas. Pero no hay motivo para desdeñar la calidad post-impresionista que, en un ámbito constructivista, debería dotar de sentido el "d'oh" armonioso de todos los pasajes de Homerito. Que sí. Les digo que tengo toda la razón. Que haya gente ambivalente y ruin que no tiene ni un pelo de idiotez. Quizás. Sí. Quizás.

su mano, juar juar...

5 comentarios:

mike dijo...

Vaya!! Lo que se puede esconder entre líneas, eh?

Creo que alguna vez comentaste algo al respecto en el Rabid Glow, pero creí que era algo pasajero...

Carla dijo...

Bien, pues primero tengo que decir que excellente idea como disfrzar en un texto algo totalmente fuera de contexto. Me encantó tu idea. Y bien, para contnuar con unestra conversacióon una vez dada la invitación de servirme a cuanto quiera de este mole en mi plato... cómo no gustar de tan atractivo jefe!!!! si con sus palabras me deja pasmada, no tiene que decir mucho sin con saludar ya estoy cediendo la mano. La forma en la que se acerca tan suave para prerar un café junto a tí pero sabiendo bien que todo es una maldita broma! un broma que seduce... A mi también me gusta ese jefecito!!!! jajajajajajajajaja saludinex guinness!!! hay de raton! se me akaba mi Heineken bye!

Pirer dijo...

Le había perdido la pista, soy lector de su blog anterior.
Saludos.

Pepelele dijo...

Guácala, por un momento pensé que era una declaración de reprobables actos incestuosos

Anónimo dijo...

ha ha...estas obsesionada....enfermamente obsesionada hehehe....por cierto, este es mi primer comentario en tu nuevo blog woohoo!!!! como k este esta mas chido, sigue escribiendo cosas asi de interesantes